El artefacto cachaverosódico de Julián Hernández.

Julián Hernández el de los Siniestro Total ha escrito un libro. Una novela de ficción con casi 300 páginas en la que monta un buen pollo con cabeza y que sorprende capítulo a capítulo por su imaginación, extravagancia, y descontrol total. Julián Hernández haga lo que haga no hace nada obvio y eso en el “arte” y en el “facto” se agradece cantidá.

Está claro que o te gusta o no te gusta ,es así , pero seguro que no sales indiferente de este artefacto cachaverosódico que no pude evitar comprar al hojear en  La Fábrica sus dos primeros capítulos. En este momento voy por la página 80 y la estoy flipando porque NO LIMITS NO FEAR, OUH YEAH! . Paso las páginas y no dejo de ser sorprendido, los ojos abiertos , las pestañas como escarpias y mi boca alternando del OH! al AH! en cada PUNCH! en cada PANCH!

Julián Hernández con Sustancia Negra demuestra que sigue siendo uno de los máximos exponentes del jamberrismo ilustrado en este país y parte de la súa terra galega.

Julián Hernández en la presentación de Sustancia Negra escoltado por Oscar Mariné y Diego Galán.

Julián Hernández en la presentación de Sustancia Negra escoltado por Oscar Mariné y Diego Galán.

Sustancia Negra se presentó en La Fábrica de Madrid y Julián Hernández salió a la palestra escoltado por Oscar Mariné, encargado de diseño de la portada, que definió Sustancia negra como un “Potage Pop” y por Edu Galán que recién venido de “Mongolia” afirmó que si El Quijote es un libro, Sustancia Negra también lo es.

Julián Hernández ha leído mucho y eso se nota porque en Sustancia Negra interactúan todo tipo de géneros literarios. Empapado de todo tipo de música, hipnotizado por el cine , alucinado por los cómics, embelesado por la poesía e hidratado por todo tipo de espirituosos hace volquete de todo eso y añadiendo su inspiración y locura, arma, construye y da vida a este su primer artefacto novelesco.

Esejambo no pudo evitar pedirle su sombrero por si se le filtraba en su mollera algo de su fantasía, y de paso ponerse sus gafas para ver el mundo desde su punto de vista.

esejambo con el sombrero y las gafas de Julián Hernández.

esejambo con el sombrero y las gafas de Julián Hernández.

Al calzarme el sombrero mi escaso cuero cabelludo fue agredido por un chisporreteo de alto voltaje que invadió la sala de un ligero olor a pelo frito. Seguidamente la mascletá llegó hasta el interior de mi sustancia gris y sentí como también se chamuscaban las cuatro neuronas sanas que me quedaban. De la experiencia de ponerme sus gafas para ver a través de su mirada solo puedo decir que el mundo alrededor se tornó borroso. La próxima vez que vaya de jambo “Gonzo” lo consultaré antes con el Hunter S. Thompson.

Si no pellizcas no hay reacción , juégatela!.

La editorial Espasa le propuso escribir una novela. Julián a medida que la iba maquinando iba mandando capítulos. Digamos que en vez de escribirla y mandar el tocho al final, iba compartiendo su work in progress. Según iba avanzando y la novela se impregnaba de locura, jamberrismo y descoloque, Julián, desde la soledad de su escritorio sentía como crecía dentro de él la angustia del artista, el desasosiego ante el temor de no ser comprendido. Miedo al rechazo, a esa carta, email, llamada telefónica, o ñandú mensajero que le trajera “Chunguin News”: Por ahí no vamos bien, ¿ Te quieres queda con el personal? , ¿Por qué no le das una vuelta? Creo que es mejor que vuelvas a tocar la batería. ¿En que momento, a mí a Belen Bermejo ,se me ocurriría animarte a escribir una novela?

Pues no ocurrió así sino casi lo contrario. Julián mandaba capítulos y recibía comentarios gratificantes que le estimulaban todavía más a seguir por esa senda desconocida , continuar un viaje que esta vez no iba a acabar en derrape y siniestro total. La novela iba creciendo, los personajes tomando vida propia y Julián disfrutando como un bendito de sus noches de escritura.

Oscar Mariné , diseñador de las portadas del primer disco de Siniestro Total y del primer libro de Julián Hernández.

Oscar Mariné , diseñador de las portadas del primer disco de Siniestro Total y del primer libro de Julián Hernández.

Oscar Mariné que se ha encargado del diseño de la portada del libro ,también es el autor de la portada del primer disco de Siniestro Total : ¿Cuando se come aquí? Oscar Mariné en esa mítica portada se salió de la corriente iconográfica de parche , fotocopia, y colores chillones que identificaban al “Punk” para sorprendernos con colores planos y ¿Los Hermanos Dalton?. Desconcierto, des-ubicación y en mi opinión ¡Diana! Absolut Oscar.

Estaba anunciada la presencia de Cesar Strawberry , el de los Def con Dos, pero no pudo asistir porque esa misma mañana había sido arrestado en la operación Araña III acusado de enaltecer el terrorismo a través de las redes sociales. Nadie mejor que Edu Galán de la revista “Mongolia” para hacer una reflexión , cubata Havana 7 en mano, acerca del progresivo acorralamiento que están sufriendo los límites del humor y la libertad de expresión en una sociedad supuestamente democrática.

Una reflexión: ¿Seguirá teniendo Julián Siniestro las pelotas en su sitio porque la palabra “pirola” es ininteligible para los Ayatholas?

También hubo un recuerdo para el jamberro ilustrado Moncho Alpuente que es el que se iba a encargar de presentar Sustancia Negra. Moncho, que sepas que este Madrid que nos mata te echa mucho de menos, maestro.

El libró lleva una faja que dice que está escrito por un “Mito de la movida”. Mucha guasa dio de sí la frasecita. Cosas del Marketing. Que si “Mito” por aquí, que si “Mito” por allá… tú eres un “Mito”… todos somos “Mitos”. estejambo por si las moscas, se hizo una foto acompañados de dos “Mitos de la movida” , el músico Victor Coyote y el periodista Jesús Ordovás.

Esejambo escoltado por Víctor Coyote y Jesús Ordovás.

Esejambo escoltado por Víctor Coyote y Jesús Ordovás.

Víctor Coyote trajo de contrabando a la movida 300 kilos de pueblos latinos, todos pueblos hermanos, todos suramericanos… y Jesús Ordovás fue el irresponsable que puso en el aire la primera maqueta de Siniestro Total en su Diario Pop de Radio 3 allá por el 81. Por eso y porque todos los mitos de la movida mueren empalmados este Richy Castellanos del underground no pudo evitar hacerse una foto: “Entre mitos de la movida anda el jambo”.

Esejambo charla con Julián Hernández. Santi Camuñas opera la cámara.

Esejambo charla con Julián Hernández. Santi Camuñas opera la cámara.

Tuve la oportunidad de charlar con Julián Hernández acerca de su libro y creo que en esta extensa entrevista se analizan todos los puntos clave de “Sustancia Negra” sin llegar a desvelar sus cimientos. Considero indispensable ver esta entrevista y tomar notas antes de iniciarse en la lectura de “Sustancia Negra”. Me lo agradeceréis.

Quiero dar las gracias al fotógrafo Mrtn Pg por sus clicks! y al cameraman de moda Santi Camuñas por grabarnos tan bien. Gracias a los dos, al coctelero , a la gente de La Fabrica y a Belen de Espasa por pagar las primeras rondas del Alambique. Si esto es cultura , mola.

Y recordad futuros periodistas que si en alguna ocasión o de soslayo entrevistáis al mito de la movida Julián Hernández no se os ocurra decirle… de la “madrileña” que igual os mete el palo de la gaita por el bullarengue.

Salud a todos y que rulen los libros.

Si te gustó , házlo rularShare on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Email this to someonePin on Pinterest3

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *