Cuaderno de Bitácora. Malta 2010. Quinto día.

Salimos de St.Paul hacia Comino. El mar no se relaja , no descansa, necesita un par de Orfidales. La coctelera se agita, estar en la bañera se puede aguantar , pero si alguien tiene que bajar a los camarotes corre peligro de tambaleo, mareo y de llamar a Brauuuuuuuggglio! Hace viento fuerte y el “Breeze Moon” abre la vela mayor a tope , somos así, siempre al límite.

Llegar a Comino y atracar en puerto no puedo decir que fuera una maniobra limpia, clara y certera. El motor de proa no funcionaba, el pasillo con barcos a los dos lados era estrecho, y además el viento huracanado no ayudó mucho en la maniobra. Ya os he contado que un velero es en las distancias cortas cuando se la juega.
Como se puede ver en el video estaba el reportero dicharachero grabando, siempre en directo, siempre al filo de la noticia , pero uno se da cuenta que hay momentos llenos de tensión que no está el horno para bollos, ni la tostada para mermelada.
En un barco cuando aceleras el motor , la respuesta cinética del barco va con efecto retardado, así que cuando haces un movimiento, si te pasas porque crees que no ha sido suficiente, luego tienes que hacer la acción contraria y esta vez con más fuerza y así palante y patrás ¡Para!¡Que le das! Saca defensas, tira cabos, ¡Cuidadín!.

Grumete Gálvez tiene que saltar a otro barco. No tiene por donde bajar. La verdad es que ya estaba tardando en esta travesía en caer vestido al agua. Se tira, esta vez sin llevar el teléfono encima, ¡Bieeen!
Aparcamos , atracamos, abordamos el pantalán uffff!!!! Parece ser que no ha habido roces ni abolladuras ¿Ni raspones?. Esto hay que celebrarlo con unas birras. Asistimos a una lucha encarnizada y sin tregua entre dos “supernenas”.Estejambo, siempre con el gatillo preparado. os deja las instantáneas del “Wrestling”. Faltó barro. La razón de la lucha no queda muy clara pero, si ésta era ponernos cachondos , he decir que : !misión cumplida!

Subió la temperatura, y la sed. La tripulación se vino arriba y me tuve que echar una siesta reparadora antes de la cena. Juro mi capitán que no me toqué!!!! Mientras reposaba, arriba en cubierta el resto de la tripulación bebía ,reía y bailaba al son del pop español. Disfruté volviendo a oír, después de mucho tiempo, el “Mangas cortas” de Los Elegantes: “Ya no aguaaaaanto ….esa maldita sensación!!!
A las diez fuimos a cenar en una terraza al aire libre y ¡jodo!, que frío. Le tuve que pedir al camarero, para evitar un jamacuco, un mantel para ponérmelo de poncho . En el restaurante había una concentración de chicas… me pregunto por qué ,todas de pelo corto., todas con pantalón.. no serán ….bollitijeretas womans? Me arranqué a cantarlas el “O sole mío” , para pasar a “Mi Carro… me lo robaron” y acabar, como no, con esa joya de nuestra cultura que es el “Torito Bravo” del Fary. Todas se hicieron fotos con el algo chiquitito “croonerjamberro”. Aprovechamos la cena para grabar alguna secuencia más del ya legendario film del “Motín en el Bergantín” . La noche se alargó con mucha alegría….Mañana más.

Si te gustó , házlo rularShare on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Email this to someonePin on Pinterest0

You may also like...

1 Response

  1. Anonymous dice:

    Qué aventuritas más divertidas nene!!, me ha hecho mucha gracia imaginarte con el mantel de poncho je,je entre otras cosas…
    Aquí en Burgos dentro de poco vas a poder venir navegando con tu flota…porque no deja de llover:-((
    Un besito…piratilla!!!. Corni

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *