Waiting for Happy End

Llevo varios días con un dolor punzante en la rodilla izquierda que me tiene bien jodido. Me carcome, me costra el cerebro. No sé si viene del tiempo que hace, de la mala postura de mis pasos o simplemente que el tiempo pasa y estejambo irremediablemente se descompone a su paso.

Por las noches me despierto sudoroso y en ocasiones oigo el rechinar de un roce de cuchillos. Es el carnicero. Me saluda mientras afila sus herramientas: Qué pasa men! ¿ Vas a hacerme pronto una visita?. Me doy banquetes de “Ibuprofeno sin freno” y como último recurso, antes del corta y pega, he pedido cita a mi masajista preferida. Confío y espero que sus manos expertas consigan un Happy End.

Si te gustó , házlo rularShare on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Email this to someonePin on Pinterest0

You may also like...

6 Responses

  1. Belén dice:

    Es que precisamente el Reiki es una energía muy amorosa.

  2. Anonymous dice:

    Darling!!!!! yo le daría mucho amor, seguro que mejora al instante.
    MUACCCCC
    CH

  3. Anonymous dice:

    También le pueden dar reiki directamente sobre la rodilla con cierta frecuencia. El reiki, si está dado por una persona con experiencia y buena energía, puede ser algo muy potente…en fin, estas cosas hay que atacarlas desde varios frentes y con regularidad. Mis saludos nuevamente.

  4. Belén dice:

    Puede también ponerse la arcilla cubierta con una venda elástica y dormir con ella, así no tendrá que modificar su tiempo para este asunto y pasará más tiempo con ella. Besos.

  5. Belén dice:

    ¿Ha probado aplicarse arcilla en la rodilla? Puede tener su efecto, pero eso sí, hay que hacerlo a diario o casi a diario, si no, no sirve. Con un ratito bastará. Saludos.

  6. JaviSaro dice:

    Ánimo Toño. Disfruta al menos del masaje!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *